manocruel ©

6.10.08

de la crónica diaria

pidió por testamento que sus cenizas fueran arrojadas al mar.
pero en vida había sido tan hija de puta que decidieron arrojarlas a la basura.

2 Comments:

Blogger Ana Laura said...

No hay caso, los gustos hay que dárselos en vida.

7:40 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Que putamente dura esta siendo la vida con migo, pero si miro para atras. . . . . . gracias

Ariel

12:21 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home